Actualidad

Capacitaciones virtuales que impactan en el aprendizaje de manera simple, cercana y lúdica

Las jornadas de capacitación dentro de una empresa se suelen caracterizan por diapositivas y charlas extensas, lo que no está siendo efectivo en una sociedad como la actual. Innovadora empresa implementa nuevos métodos a la manera de preparar a los colaboradores de una organización.

Casi todas las empresas en algún punto necesitan realizar una capacitación, ya sea por la llegada de nuevos empleados, reforzar el conocimiento de los más antiguos o cuando se hace alguna innovación dentro de ésta. La tendencia que se ve es capacitar de forma virtual, ya que no se gasta tanto, pero el desarrollo de estos cursos suelen ser de baja calidad.

Gran parte de las capacitaciones se fundamentan en una presentación de diapositivas o, si es que quieren ser un poco más innovadores, animaciones que suelen ser un poco aburridas. Algunas incluyen a un orador experto en el tema, que generalmente es ajeno a la empresa, sin conocer exactamente las condiciones de ésta.

Teniendo en cuenta esta manera de formar, Alex Hanke decide crear Boost, una empresa que se dedica a crear capacitaciones y medir el impacto de ellas. “El modo de adquirir conocimientos ha cambiado. Mujeres y hombres tienen nuevas necesidades y nuevas formas de comprender el mundo, por lo que se debe innovar en la forma en que se quiere instruir, como integrar elementos digitales o algo simple como el humor”, afirma el fundador.

Los cursos que desarrolla Boost poseen cuatro características fundamentales: sencillos, ya que se utiliza la metodología de transferencia del microlearning, simplificando y fragmentando la transferencia del contenido para que sea fácil de entender; cercanos, debido a que van a la empresa a grabar, presentando casos reales que podrían ocurrir en la organización; gran calidad audiovisual, ya que se graba en 4k, con actores entrenados en la enseñanza de contenidos. Por último, son lúdicos, ya que generan estrategias para armar guiones y metodologías de transferencias a nivel de lenguaje corporal y verbal que hacen que el curso sea más dinámico y entretenido.

“Lo que nos destaca de otras capacitaciones es que nos damos el tiempo de analizar qué estrategia utilizar para que la capacitación sea efectiva. Generamos entornos de aprendizaje tomando en cuenta elementos como el humor, ya que es una herramienta fundamental para conectarse con la persona, que esta adquiera contenidos y el impacto del curso sea mayor”, explica Hanke.

Otro servicio que ofrece esta plataforma, es la posibilidad de gestionar sus capacitaciones a través de un Sistema de gestión de aprendizaje, conocida por sus siglas en inglés LMS. Éste es capaz de albergar cursos e-learning para que toda la empresa pueda tomarlos.

Finalmente, Boost brinda una medición de la capacitación, por medio de un registro de todo lo que está pasando en cada jornada y los índices de percepción de los participantes. “Creemos que no sirve de nada implementar una instancia de preparación si no sabemos exactamente el impacto que generará. Es por esto que, además de crear cursos modernos y dinámicos, medimos los resultados que éste entrega”, concluye el co-fundador de Boost (www.boostworld.com).